En la localidad esperan que deje de llover para que el agua de la inundación termine de bajar y puedan empezar a trabajar en “la vuelta a casa” y en “la reconstrucción de la economía local”. Se estima que los daños materiales son muchos. 400 familias resultaron damnificadas, hasta ayer había más de 400 personas evacuadas. Los productores perdieron 500 ha de sandía y también las estructuras de los invernaderos. Desde anoche se volvió a habilitar la ruta en la entrada al pueblo, se arregló luego de haber tenido que romper la cinta asfáltica para desagotar el agua que afectaba a algunos barrios.

(Por Claudia Alvarez Ferreyra)

El intendente de Apolinario Saravia, Marcelo Moisés, conversó con Anta Periodismo, sobre la situación. “Tenemos más evacuados- superan los 400- porque trabajamos todo el día –de ayer- con los brigadistas por las zonas rurales”, explicó. Hoy esperan poder empezar a seleccionar las viviendas que estén en condiciones para iniciar el operativo “de vuelta a casa”. Por fortuna según expresa el mandatario “el agua bajó, ya casi en todos los lugares” aunque pese al cese de alerta del sistema meteorológico nacional para la zona este de Salta, sigue el pronóstico de lluvia.

Moisés explica: “Con el corte de la ruta que se hizo y con los desagües nuevos se pudo bajar el agua de los barrios más afectados, quedó el barro nomás ahora”. La rotura fue subsanada anoche “acabamos de terminar de solucionarlo, le pusimos un caño, así que ya está la ruta habilitada”.

Ayer se hicieron presentes en la zona, el secretario de salud. Francisco Marinaro Rodó, el ministro de Infraestructura, Tierra y Vivienda, Baltasar Saravia, y el director de vialidad de la provincia. Ya estaba la ministra de Asuntos Indígenas y Desarrollo Social, Edith Cruz. Además en la capital salteña, se reunió el gabinete de ministros con el gobernador Juan Manuel Urtubey para tratar la situación de Apolinario Saravia y de Luis Burela (General Pizarro). El tema principal que se abordó fue el de conseguir los fondos necesarios para el encausamiento del Río Dorado. Moisés menciona “porque del lado nuestro funcionó, del lado de Burela no”, al respecto, espera que pueda haber un trabajo en conjunto entre los dos municipios (A. Saravia y Gral. Pizarro).

Los daños del sistema productivo local

Moisés detalla que hay 400 pequeños productores afectados. Se arruinaron casi 500 ha de invernadero. “Se perdieron las estructuras de invernaderos que es lo más caro. Creo que la idea va a ser pelear por conseguir créditos o subsidios que nos permita reconstruir los invernaderos destruidos”. El intendente precisa que antes de la suba del dólar-de 20 a 40- cada uno valía aproximadamente 300 mil pesos. El plástico y alambre que utilizan se valúan en dólares.

También en lo que se refiere a cultivos que se realizan sin invernadero, se perdieron más de 500 ha de sandía.

El intendente espera entrevistarse con autoridades de la provincia y de nación “estamos pensando en reunirnos y gestionar, pelear sobre este tema: cómo reconstruimos el sistema productivo”.

Esta semana es probable que se reúna en Salta con la Ministra de Producción, Trabajo y Desarrollo Sustentable, Paula Bibini y con el Secretario de Asuntos Agrarios, Fernando D’ Angelo.

A través del Ministro del Interior, Rogelio Frigerio también “hablamos de armar una reunión con la gente del ministerio de Agro-industria”, adelanta Moisés. Va a solicitar créditos o subsidios, aunque analizando la situación del país, entiende que le será muy difícil conseguir lo segundo “pero de todas formas no vamos a dejar de gestionarlo”, afirma.

Aún no se han valuado las pérdidas concretas en materia productiva pero el intendente estima que se perdió un 50%.

Llovió 10 veces más de lo habitual

“Nadie se imaginó que podía pasar. En el caso de precipitaciones lo único que se calcula como cosa extraordinaria es el doble de lo que se tiene normalmente, pero acá tuvimos 10 veces más, porque nosotros en octubre tenemos entre 40 y 50 mm y aquí terminó lloviendo-alrededor de- 500 mm en tres días. Es una cuestión fortuita y extraordinaria, e impredecible también”, sostuvo Moisés.

Las donaciones que lleguen al municipio serán administradas por la iglesia local

El intendente decidió que al reparto de las donaciones lo haga la iglesia local, el párroco Sergio Chauque deberá conformar una comisión. El municipio de Apolinario Saravia hará el relevamiento de los inundados, casa por casa, a partir de hoy, y pasará esa información, facilitando además personal para colaborar en la preparación de los bolsos. La distribución estará a cargo de la iglesia. “Me parece que es la forma más transparente de hacer estas cosas”, dijo el mandatario.

Lo que más se necesita en el lugar es ropa, calzado, pañales, y elementos de limpieza.

Las causas de la inundación

Sobre el cuestionamiento por las obras, Moisés manifiesta, “En cuanto a lo que nos criticaron, las obras están hechas para precipitaciones normales, no para estas situaciones que son anormales… Nunca calculás un desagüe 10 veces más de lo que venía”. En el parque norte especificó que “solo había un drenaje pluvial para las calles asfaltadas y lo que pueda caer, eso funcionó bien las primeras horas de lluvia pero después cuando vino todo el agua de las fincas, por el camino viejo, de las tomas, todo lo demás, inundó Saravia, quedó insignificante cualquier obra. Lo veía muy poco honesto políticamente que quieran hacer creer que no servían las obras”.

Hubo vecinos que se quejaban respecto a las obras -nacionales- del ferrocarril Belgrano y planteaban dos cuestiones que tenían que ver con las alcantarillas y con el desmonte del lugar. En cuanto a lo primero, desde el municipio, el intendente se habría certificado de que en “el terraplén que va desde Apolinario Saravia hasta la finca El Bordo, los primeros cuatro kilómetros que tienen como 5 alcantarillas estaban todas abiertas y en buenas condiciones”. Sobre lo segundo para hacer el terraplén, se desmontaron los árboles al lado de la vía, cuestión que también habrían debido realizar para que circule el tren según reglamentación, y por esto sí habría corrido más agua.

Consultado sobre las posibles implicancias del agro negocio – por los desmontes y las plantaciones transgénicas- como causantes de los desastres ambientales y las inundaciones de la zona, Moisés opinó lo siguiente: “si nosotros hubiéramos tenido el bosque nativo seguramente esto no hubiera sido tan catastrófico, capaz que llegaba la mitad de las aguas que llegaron…Si esto hubiera pasado en febrero cuando todos los campos están sembrados con soja y maíz también hubieran absorbido algo de agua, pero pasó cuando no tenían nada de cultivo. En menor medida lo que hace de esponja el bosque nativo, lo hacen también los cultivos cuando están”.

Entre otras de sus declaraciones aseveró en cuanto a las inundaciones “no caben dudas de que es producto del calentamiento global. Pero no solamente los responsables son los que hacen desmontes, son muchos, es decir, las grandes industrias, la polución de gases, los automóviles…pareciera que solamente los culpables somos los que permitimos el desmonte. Son muchos elementos los que hay que tener en cuenta […] Si esto hubiera pasado en Anta en 1970 no hubiera tenido estas consecuencias tan graves. El monte hace de esponja, pero de que se produzcan estos fenómenos, la responsabilidad la tienen todos. Por ahí como que se quiere hacer responsables solamente a los que desmontan y no a las grandes industrias”

El intendente aclara “No es que esté defendiendo a los que desmontan, para nada”, también comenta que él es productor de hortaliza y no deforesta, pero cree que “tienen que hacer mea culpa todos, desde los que desmontan por un proyecto de agronegocio hasta los que tiran gases tóxicos a la atmósfera”. “Seguramente nos esperan años críticos por el tema del calentamiento global”, acota.

Dos ejes del día después

Moisés definió dos ejes de trabajo luego de la inundación. “La reconstrucción de la vuelta a casa, de ver cómo ayudamos a la gente en sus casas, en su barrio y todo lo demás, y la reconstrucción de la economía local, la reconstrucción productiva”.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *