Cada 3 de Diciembre es motivo de lucha más visibilizada para las personas con discapacidad. El establecimiento de esta fecha por la Asamblea General de Naciones Unidas implica un día para concientizar a las sociedades respecto de los derechos de nuestro colectivo.

El contexto para las personas con discapacidad es desfavorable con medidas neoliberales que han disfrazado sus recortes convirtiendo los derechos en gastos a eliminar. Esa concepción plantea un genocidio económico que no cesa con la quita compulsiva de pensiones, sino que es un eslabón donde el congelamiento de ingresos al sector público frena el cumplimiento del cupo laboral para personas con discapacidad. La cadena asfixia a la sociedad toda pues las podas en presupuesto que achican programas y gestión de organismos como PAMI, Incluir Salud, el Instituto Nacional de las Mujeres (INAM), la implementación de la Educación Sexual Integral (ESI), disminución de haberes jubilatorios y de pensiones en relación a la inflación y toma de deuda atraviesan a todos los sectores y en todos ellos están las personas con discapacidad.

Desde REDI (Red por los Derechos de las Personas con discapacidad) sostenemos que la lucha de las personas con discapacidad persiste y se hace presente en nuestros reclamos por una educación inclusiva, una salud accesible para todes sin distinción de condiciones, en exigir el cese de la violencia machista y nuestro acceso a los programas de protección, en nuestra participación como mujeres con discapacidad por la conquista de nuestro derecho al aborto legal, seguro y gratuito, nuestras demandas por empleos genuinos y un rotundo no a la precarización laboral que pretenden instalar y la irrenunciable defensa de los derechos humanos.

Nada sobre nosotres sin nosotres.

REDI (Red de Personas con Discapacidad)

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *